martes, 17 de octubre de 2017

Encuentro Lo Cósmico 5 de octubre.

  
La Tropa Cósmica en Bolivia

 En esta ocasión, quiero compartir con ustedes el viaje, corto pero intenso, por este increíble lugar que es el Estado Plurinacional de Bolivia.
   Iniciamos el viaje el 4 de octubre, nuestro vuelo fue nocturno.
   No nos fue posible dormir mucho durante el vuelo, la emoción del encuentro y del viaje nos mantuvieron alertas durante un buen rato.
   Pero al fin nos venció el cansancio, a ratos y a trompicones descansamos.
   En un momento pude ver en el mapa interactivo que habíamos pasado la línea del ecuador, nadie hizo comentario alguno, casi todos los pasajeros dormían.
   Durante los “snaks” nos dieron vino tinto, incluso la tripulación de cabina pasaba constantemente ofreciendo esta bebida.
    No recuerdo el nombre del producto, era terrible, de ahí en adelante pedí agua.
   Durante el vuelo hubo algunos momentos de turbulencia que sacudían la aeronave y que incluso obligaron a suspender uno de estos “snaks”, pero fuera de eso el vuelo fue muy tranquilo.
   Aterrizamos en el aeropuerto de Lima al amanecer del 5 de octubre.
   Perú, tierra de mis ancestros, una de mis raíces.
   Lugar donde vive Mariluz, Inara y familia querida.
   Nuestra conexión salía en muy poco tiempo, no salimos del aeropuerto.
   Tenemos que volver y conocer Lima, saludar a los amigos y rendir homenaje a mis ancestros.
   Despegamos de nuevo, esta vez en un avión más pequeño.
   El viaje fue corto y algo movido. El sol no se asomó y de todas maneras el horizonte se mostraba nublado, así que no pudimos apreciar nada del paisaje.
   Muy pronto el capitán informa que iniciaríamos el descenso, así que todo mundo a sus lugares.
   El cielo se despeja, pronto vemos nuestro lugar de destino, la ciudad de Santa Cruz de la Sierra en Bolivia.
   Hay mucho viento y el avión no deja de sacudirse, es a unos metros de tocar tierra que se estabiliza el aparato.
   Aterrizamos sin problema alguno.
   Aeropuerto de Viru Viru.


Aeropuerto de Viru Viru

   Tras los trámites de rigor, salimos a de llegadas donde ya la tropa boliviana nos esperaba con los brazos abiertos. El encuentro fue muy festivo, pero teníamos que abreviar, había que ir a los hoteles donde los recién llegados estábamos hospedados, prepararnos y salir al encuentro formal de la Tropa Cósmica.
   Lo primero que notamos en Santa Cruz de la Sierra es que no hay sierra alguna en los alrededores, el lugar es más plano que un papel sobre una mesa. Nunca supe el porqué del nombre del lugar.
   Eso y el calor, ya se notaban las primeras luces de la mañana y la temperatura subía como si tuviese prisa por freirnos.
 
Primer amanecer en Bolivia.


 Santa Cruz es una cuidad enorme. Nuestro primer amanecer nos sorprendió en el trayecto al hotel.
   Ya instalados fuimos a desayunar, descansamos un rato y ya por la tarde salimos a pasear por los alrededores.
   Por la tarde nos dirigimos al “Jumechi cultur bar”, donde tendría lugar la inauguración oficial del encuentro tropero.
   Todo bien, salvo que hubo un asunto extra-encuentro que quizá no estaba previsto y que retrasó la inauguración, un par de partidos de futbol donde estaban implicados Perú, Argentina, creo que Colombia y no tengo idea de quien más, hubo que esperar al final de los partidos para iniciar nuestro evento.


Inicio "oficial" del encuentro tropero.

   La tropa boliviana dio el discurso de bienvenida, emotivo y claro, no dejaron dudas de cómo serían aquellos días “a descansar a sus países” nos advirtieron, y cumplieron.
   Inició la cena y la música, prometían seguir hasta la madrugada y más allá, y lo cumplieron.



La descarga.

   La cosa es que al otro día había que salir temprano a Cotoca, así que nos retiramos a una hora prudente para descansar del viaje y de tantas emociones.


Tropa peruana repartiendo Pisco.

   Este primer encuentro fue muy amable y cordial, hubo mucha integración y ganas de conocer nuevos rostros y reconocer viejas amistades. Desde el principio el entendimiento, el respeto y las ganas de convivir marcaron para bien el resto de estos inolvidables días.



22 comentarios:

Lien dijo...

Qué lindooooooooooo... qué emotivoooo... qué verrrrrrrdeeeeeeeeeee!!!!!

Armando González dijo...

¡Hola Fata Lién!
¿Verde..? No, no es época de lluvia, así que no está tan verde.
Te mando un enorme abrazo.

Patricia Moda dijo...

ay, no sabía que el inicio era en Santa Cruz de la Sierra, allí es donde mi hermano estuvo en coma y despertó luego de una semana... y yo anduve del hotel a la clínica y de la clínica al hotel... salvo una vez que fuimos con mi hermana a tomar algo a la plaza central como "festejo" del 25 de diciembre...

A mi también me sorprendió el nombre y no ver ninguna sierra, vaya a saber Dios el porqué del semejante mote.

Ahora, Armando si Santa Cruz de la Sierra te pareció una ciudad grande entonces te morirás en Buenos Aires, pero vos viviendo en la ciudad de México...

No sé como se trasladaron por la ciudad, pero ¿no te pareció un mambo q no sabías cuando cruzar la avenida y cuando no porque se te venían encima?

Che, je, "che", q borrachines los peruanitos, jajajaja, llevar de regalo pisco, jajajaja.

Espero por más!!!!!!

Mariluz Morgan dijo...

Oe, Pato!!! ¿Qué ta pasa???? Lógico que había que llevar pisco, faltaba más!!!!

Excelente crónica del inicio del viaje, Amando, gracias.

Estoy a la espera de las siguientes (y de la prometida visita a la tierra de tus ancestros).

María Consuelo Contreras Aragón dijo...

Armando me encanta la forma como relatas, te seguí paso a paso cuando estuvieron en Cuba con Lupita y ahora me subo en este vuelo para revivir, una vez más,esta experiencia maravillosa inolvidable junto a la tropa. Abrazo cósmico, grato y cariñoso para todos.

Patricia Moda dijo...

JEJEJE, tenía que saltar Mariluz Morgan, jajajajaja

Sergio dijo...

Bienvenida María Consuelo, gracias por arrimarte a Puente Cubano.
Abrazo desde Argentina.

Bienvenida la nueva entrada Armando. Gracias.

Mimí dijo...

No se vayan, ahora vengo!!!

Sergio dijo...

Dale che, qué esperás, jaja.

Gota de Rocio dijo...

Leí de corrosivo...y por supuesto, quiero más! Disfruto un montón tus crónicas.

Mimí dijo...

Aquí Sergio! No me apures!!!

Sí Armando, el viaje lindo, la bienvenida, etc etc, pero..., y? cómo sigue esto?

PD: Bienvenida María Consuelo! cuidado con la gente de este Puente. Quedás advertida.

Sergio dijo...

Bienvenida Gota de Rocío.

Como Mimí, digo Armando, cómo sigue esto? Estamos en ascuas. Abrazo hermano.

ro vizgarra dijo...

Y esa noche mágica del 5 de octubre, asomada a los asientos junto al mío conoci a ese magnifíco par que son Lupita y Armando.Yo llegue comenzada la velada y pude animar a peruanos y chilenos. Cena y tmb me fui temprano. Habia sido un dia intenso. Fuerte contraste entre Argentina y Bolivia. Mi primera vez en un Encuentro Cosmico Tropero y mi promera vez en Bolivia. Los dias q siguieron fueron llenos de emocion y alegria. Gracias a los dos por estar! Inolvidables. Acortaremos la distancia con lo virtual. Hasta pronto!

Sergio dijo...

MIs amig@s,
MIentras tanto,
hasta mañana.

Sergio dijo...

Bienvenida ro vizgarra (y ya dejo de dar bienvenidas porque voy a parecer el dueño del circo, jeje).

Mimí dijo...

Sergio, no hay dueños, este Puente es una cooperativa, jajaja, hasta mañana!

Patricia Moda dijo...

Bienvenidos a todos a las crónicas marcianas... Ah no... Cósmicas q no es lo mismo jajaja.
Aunq Armando no es marciano?

Patricia Moda dijo...

Puente una cooperativa? Ja, esa me gustó, nada más cercano a la realidad.

Armando González dijo...

Ya voy, ya voy....
Bienvenidos todos, gracias por sus amables comentarios...
bueno, va.
Nueva entrada.

juliofer dijo...

El nombre de Santa Cruz de la sierra se debe a que hay Empiezan las serranías de las estribaciones de los andes al salir de la cuidad hacia la carretera antigua a Cochabamba o valles cruceños (Samaipata, mataral, vallegrande, etc)

Patricia Moda dijo...

gracias por la aclaración juliofer!

Guadalupe sin foto dijo...

Puente querido:

Tarde pero segura llegó hasta aquí.
Este Encuentro Tropero fue el primero para nosotros, el atractivo no puedo negarlo fue la Ruta del Che, pero nos encontramos personas maravillosas, hermanos bajo una misma banda sonora: la música de nuestro querido Trovador.
Bello Santa Cruz de la Sierra, con calor y mucho.
Su gente amable y gentil.
Qué gusto que hayan venido nuestras queridas Troperas Consuelo de Colombia, Rosa de Argentina y nuestra paisana Rocío.

Los quiere

Guadalupe

Publicar un comentario